El libro que “cuenta lo que todos callan” sobre el Ejército Español de Luis Gonzalo Segura, un alegato público en la Feria del Libro de Las Palmas

 

  • El libro negro del Ejército español es la tercera obra de Luis Gonzalo Segura, exteniente del Ejército de Tierra
  • Esta denuncia pública en forma de ensayo narra los entresijos de una organización anquilosada en las fuerzas armadas de Franco, según denuncia el autor
  • Tras 13 años de servicio en el cuerpo, Segura fue expulsado por denunciar la corrupción en la cúpula del ejército y “no mirar hacia otro lado”

 

Las Palmas de Gran Canaria 29 de mayo de 2018. El libro negro del Ejército español”, la tercera obra denuncia del exteniente de las Fuerzas Armadas, Luis Gonzalo Segura, participará en la Feria del Libro de Las Palmas de Gran Canaria, como un “alegato público” que pretende “demostrar todo aquello que lleva años ocurriendo en el seno del Ejército español y que la mayoría de la sociedad ha decidido ignorar”, según asegura el autor.

Este libro contiene más de 1.700 referencias que hacen “una demostración sólida basada en pruebas, publicaciones y casos probados” de lo que ocurre en el interior del cuerpo, escrita de una forma que “deja clara y legitima la denuncia” con “patrones que están absolutamente demostrados”, según ha apuntado Segura.

El exteniente en este ensayo realiza “un trabajo minucioso de juntar el puzzle” ya que “la información está disponible y ha sido publicada, pero hacía falta alguien que uniese todos las piezas del rompecabezas y demostrase con hechos probados la realidad” que rige en la cúpula de las Fuerzas Armadas.

El Ejército español es un cuerpo “opaco”, que “los periodistas que llevan más de 30 años trabajando detrás deberían haber denunciado y sin embargo callan” porque “hablar de esto es polémico y trae consecuencias”. Este temor es la causa del oscurantismo actual que “revela la baja calidad democrática en nuestro país”, que tal y como ha recordado “queda patente al observar que mientras en Reino Unido hay decenas de ensayos sobre las Fuerzas Armadas, en España solo hay uno”.

Entre los temas que aborda El libro negro del Ejército español se encuentran varios sucesos de los últimos años, como la existencia “de centenares de delincuentes procesados por la Justicia militar” y casos de agresiones sexuales que “cuenta con expedientes como el de un actualmente Capitán con 18 agresiones sexuales, un Teniente Coronel con 3” y que “siguen dentro del Ejército, y les ascienden y condecoran, incluso con casos de violación probados”.

 

Las agresiones sexuales son solo “la punta del iceberg”, ha adelantado Segura, “ya que en el libro se relata la realidad que afecta a mujeres, homosexuales, musulmanes dentro del cuerpo”, con casos de “violencia machista, racismo, agresiones, persecuciones, acoso, etcétera”, además de “estafadores, ladrones y malversadores”.

En este sentido, “existe un caso probado de un miembro del Ejército que robó ordenadores para venderlos por eBay, fue condenado y sin embargo sigue siendo parte de las Fuerzas Armadas”.

Otro de los temas que desgaja Segura aborda graves negligencias que “se han cobrado la vida de más de un centenar de militares” en casos que van “desde el caso Yak-42, a accidentes por minas y explosivos en mal estado o helicópteros con fallos como el que ocasionó la muerte de 7 militares en Canarias”.

Además, el también escritor de Un paso al frente y Código Rojo explica y argumenta con pruebas “el despilfarro de más de 10.000 millones de euros” en “material defectuoso y almacenado, carros de combate que terminan despiezados por no tener combustible, helicópteros que llegan a las unidades y no tienen pilotos para que sean usados, además del submarino que no flota y que ha acabado costando más del doble del submarino más caro de la historia”.

Entre las negligencias que denuncia Luis Gonzalo Segura está también “la venta de armas a Arabia Saudí, que ha provocado la muerte de 10.000 personas, niños y civiles” en su conflicto con Yemen.

Según apunta el autor del ensayo, “hablamos de un Ejército nacional moderno y estandarizado según la OTAN, pero que no está democratizado” con un extenso listado de “manifestaciones fascistas” a las que dedica un amplio capítulo de su libro.

El exteniente Segura también hace un repaso a la historia de España, íntimamente ligada con las Fuerzas Armadas y que en un ejercicio de recopilación de datos “deja en evidencia la orquestación y censura de lo que se vendió a la sociedad como una simple riña entre el Rey, el presidente del Gobierno y mandos militares y que fue en realidad un golpe de estado un mes antes del 23F” que culminó “con un teniente armado” y que “los medios de comunicación e historiadores callaron”.

A pesar de la realidad que deja al descubierto su trabajo, Segura tiene claro que “seguiré batallando por volver al Ejército, desde 3 tribunales diferentes que confío en que me den la razón” ya que “somos muchas las personas progresistas que hemos abandonado espacios dentro del cuerpo y tenemos que estar dentro” ya que “si alguien se tiene que ir, no seremos nosotros”.

A pesar de que ha confesado que “es una batalla muy dura por recoger pruebas y referencias para dejar sin argumentos a todos aquellos mandos que alegaban que mi denuncia era mentira”, el ensayo “está redactado sobre un terreno sólido”, ha insistido.

Tras 13 años de ejercicio, Luis Gonzalo Segura fue expulsado por su crítica a las Fuerzas Armadas y por sus denuncias a la cúpula, que actualmente sigue provocándole consecuencias con tres denuncias sobre su espalda de parte del Ejército.

“No me asusta”, ya que estas consecuencias “forman parte de la vida que he decidido llevar”, por lo que “no me arrepiento de haber emprendido este camino” Aunque, según ha admitido, “es duro convertirte en denunciante y tiene consecuencias evidentes, tanto a nivel de censura, económicas y de desgaste físico y psicológico”.

A pesar de que su nuevo libro “no sigue un formato comercial” el hecho de estar en la tercera edición “nos habla de la necesidad de una sociedad por leer la verdad, que demanda conocer los hechos y qué pasa dentro de las Fuerzas Armadas”, ha asegurado, con un objetivo en el que “los libros ejercen de herramienta clave” como “una radiografía que quedará para siempre”.