AYANTA BARILLI: “SI NO PREGUNTAMOS LOS RECUERDOS SE PIERDEN, ES UNA MANERA DE INVESTIGAR LOS PATRONES FAMILIARES, QUE TENEMOS TODOS ”

 

  • La Feria del Libro ha celebrado la presentación de la novela Finalista de Premio Planeta ‘Un mar violeta oscuro’ de Ayanta Barilli, que debuta con esta obra como escritora
  • La novela narra la historia de varias generaciones dentro de una misma familia, en un recorrido por el siglo XX y XXI de una saga de mujeres víctimas de sus silencios y decisiones
  • “Mi familia es como cualquier otra, aunque con un punto peculiar”

Las Palmas de Gran Canaria, domingo 5 de mayo de 2019.- La Feria del Libro de Las Palmas de Gran Canaria ha contado en la tarde de hoy con una de las grandes estrellas del momento en el mundo literario, la finalista del Premio Planeta, la escritora Ayanta Barilli, que se estrena con galardón con su primera obra, en un recorrido por varias generaciones de mujeres en su familia, ‘Un mar violeta oscuro’.

Como ha expresado la autora en su presentación “lo cuento todo en la novela, en un trabajo de investigar en mi propia familia, sobre las raíces, entre manuscritos y cartas intercambiadas”, en un trabajo de “indagación familiar sin censura”.

El origen de esta novela parte de la desgracia vivida por la autora, que perdió a su madre con apenas 9 años y a la que durante años esperó ver volver. “Las personas solo mueren realmente cuando las olvidas, y a mi era algo que me preocupaba” por lo que “empecé a escribir todos los recuerdos vividos con ella, como un diario de experiencias que me atrapó en el mundo de la escritura”.

“Me empezó a gustar y a interesar el ayer, me interesan mucho los recuerdos”, con una predilección por lo que ha definido como “el color sepia, el tamiz de lo pasado”. En este interés decidió al fin abrir una caja de su madre “llena de papeles que fui arrastrando por los años sin leer, que hablaban de mi abuela, de mi madre, todas ellas escritoras compulsivas”.

En ese ejercicio de conocer a las mujeres de su familia “se me desataron todos los demonios y todos los ángeles”, descubriendo así “una inspiración para zambullirme en el mar de la lectura”. Esta historia “está contada por mujeres de diferentes épocas, entre el siglo XX y XXI”, en una narrativa completa y compleja, plagada de viajes, amores y desamores, porque “cada historia narra una mininovela diferente, un camino a descubrir el porqué y que invita a rebuscar en nuestra propia historia”.

Aunque ha confesado que “es un homenaje a mi madre” como “un largo café con ella con estos cinco años de escribir”, en un “conversar con mi madre, entenderla y entenderme, saber de donde venimos y entender el por qué hemos cometido los errores”.

“Si no contamos, preguntamos y escuchamos en una generación lo perdemos todo, el de dónde venimos”, y por otro lado “a base de preguntar y saber investigar es cuando descubrimos esos patrones familiares que tenemos todos, porque no somos originales en nuestros errores y percances”.

En ese mirar atrás tenemos “un ejercicio que explica los zarandeos en la vida que no sabemos de donde vienen”, por lo que “mirar atrás es saber de donde venimos para ver a donde vamos” que es “una de las grades preguntas del ser humano”, ha dicho.

En su novela hace referencia al “mar violeta oscuro del pueblo italiano donde me crié” y hay una gran referencia a los trenes, que “en guiño a ese tren interestelar que imaginé de niña para poder encontrarme con mi madre”.

Como ha señalado, “todo lo que somos lo somos por lo que han sido nuestros parientes”, en una “estela familiar interesante, porque mi familia es como cualquier otra, pero con un punto peculiar”.

Al escribir la novela es cuando “descubrí la familia disparatada que tengo y he tenido”.

Como ha destacado “trabajar con algo creativo para mi tiene que ver con tener confianza en mí misma”, porque “soy una persona insegura, pero con la escritura es otro tipo de confianza, por la tranquilidad para darte tiempo”.

PRIMERA NOVELA Y FINALISTA DE PREMIO PLANETA

La escritora y periodista Ayanta Barilli ha presentado y dirigido numerosos programas de radio y televisión relacionados con la divulgación cultural, además de escribir para diversos periódicos. Aunque en 2013 publicó ‘Pacto de sangre’, ‘Un mar violeta oscuro’ es su primera novela, con la que debuta con el título de finalista de Premio Planeta.

Como ha expresado, ganar el Premio Planeta “es algo que fue un sueño desde mi infancia y adolescencia”, y es como “el sentimiento del atleta, de haber entrenado y trabajado y haber subido al podio”. Como ha asegurado “siempre deseé ese reconocimiento” por lo que se ha confesado muy agradecida.